¿Puede ser tóxica la nuez moscada?

¿Puede ser tóxica la nuez moscada?

Estamos acostumbrados a utilizar la nuez moscada en muchas recetas, desde dulces hasta saladas, pasando por bebidas. Pero, ¿sabéis que puede llegar a ser tóxica? Eso sí, desde ya os quiero tranquilizar porque esto solo ocurre en dosis muy por encima del uso culinario habitual.

¿Qué sustancias contiene la nuez moscada?

La nuez moscada es una importante fuente de vitaminas A, B y C, folatos, riboflavina, niacina y minerales como el magnesio, el fósforo, el calcio, el hierro y el potasio y, por lo tanto, es muy beneficiosa para la salud. Entre sus beneficios se encuentra la protección del sistema cardiovascular, tiene propiedades antibacterianas, ayuda a mejorar nuestra concentración, es buena para la piel y es un antiinflamatorio natural.

Pero además de todas estas sustancias beneficiosas para nuestra salud, también contiene miristicina, un narcótico con efectos tóxicos muy desagradables si se toma en grandes cantidades. De hecho, el aceite esencial de la nuez moscada está clasificado dentro del grupo de estupefacientes y narcóticos.

¿A partir de qué cantidad la podemos considerar tóxica?

Hay estudios que señalan su toxicidad a partir de los 5 gramos, lo que equivaldría a 1 nuez moscada o una cucharadita. Aunque los síntomas son evidentes a partir de las 2 nueces moscada o de 10-15 gramos. La intoxicación por nuez moscada puede provocar sudoración profusa, cara enrojecida, delirio, garganta seca, así como alucinaciones, percepción alterada de la realidad y los colores, agitación psicomotriz o convulsiones.

Lo que sí es cierto es que no hay apenas casos registrados de muertes producidos por la nuez moscada. En cualquier caso, mejor limitarnos a usar una pizca en nuestras recetas y por su puesto no utilizarla para otros fines.

¿Puede ser perjudicial la nuez moscada en el embarazo?

Probablemente aquellas mujeres embarazadas habrán leído en alguna ocasión que no es aconsejable tomar nuez moscada durante el embarazo. Según señalan esas fuentes, la miristicina puede ser muy dañina para el feto.

Y en efecto, la miristicina es tóxica para el bebe pero también para la madre, aunque solo en cantidades elevadas. Por tanto, de nuevo volvemos a la clave del asunto, añadir una pizca de nuez moscada a nuestra bechamel o postre favorito es totalmente seguro para el feto.

Enlaces de interés

https://inchem.org/documents/pims/plant/pim355.htm#SectionTitle:1.3%20Common%20name(s)%20and%20synonym(s)

https://www.natalben.com/el-embarazo-y-tus-dudas/embarazada-especias-picante-lactancia

Esta entrada tiene un comentario

Deja una respuesta